miércoles, 22 de junio de 2011

Demostración empírica

El aire quema aquí dentro. El invariable tono de su voz y lo poco que me seduce lo que cuenta, me inducen a un incómodo letargo. No lo aguanto, así que poniéndome en pie, y después de disculparme, me marcho. Kant, que sabía tanto como yo de la predisposición del hombre al mal, también se habría levantado ante el empeño del ponente en tratar de certificar en boca de otros que la inclinación natural del ser humano es "indudablemente" bondadosa. Estoy harto de esas teorías, pues yo, que no hago nada por ser ni bueno ni malo, tiendo a la iniquidad con una facilidad dantesca. En el número seis de la avenida de los chopos mis manos tratan de explicarle a ese bocazas que las ganas de matar no se hacen sino que nacen. Ya no habla.

25 comentarios :

  1. Me encantó. Ese final lo dice todo...Manos asesinas, con memoria y acción propia.
    Requetebuenooooo!!!

    Besos desde el aire

    ResponderEliminar
  2. Yo siempre he pensado que el ser humano es malo por naturaleza. me gusta el relato, solo me pregunto si Kant estaba allí también.
    Un abrazo tron!!!

    ResponderEliminar
  3. No hay otra forma mejor que el ejemplo práctico para contrastar una hipótesis.

    ResponderEliminar
  4. Cuando quieras!!!! tenemos las dos opciones, ves un dibujo que te guste del blog y le haces el relato y/o leo o me mandas un micro y te hago el dibujo...ahora estoy en los últimos coletazos del curso, ya no tenemos niños, pero estoy con el papeleo, así que en cuanto termine tendré tiempo de dibujar sin problemas...entre palada y pedalada...

    Será todo un honor, y una responsabilidad...Un abrazo!!!

    Un abrazo!!!

    ResponderEliminar
  5. Creo que no le gusta la filosofía.

    ResponderEliminar
  6. Micro fulminante. Me encanta.

    Blogsaludos

    ResponderEliminar
  7. Si está claro, lo mejor... una demostración práctica.
    Besos

    ResponderEliminar
  8. Dejémonos de teorías y vayamos a la práctica, para qué perder el tiempo? Uff...

    Abrazos

    ResponderEliminar
  9. Por suerte creo que no hay chopos en Córdoba. Averiguaré, por las dudas...
    Simplemente brutal, Sucede!!!!

    Gran micro amigo

    ResponderEliminar
  10. Iba a decir que no estoy de acuerdo pero me callo eh? que no quiero problemas jaja muy bueno
    Saludillos

    ResponderEliminar
  11. Hola Rosa!!!
    Bueno, fuiste la privilegiada, conociste el principio y el final antes que nadie y de ti parte en parte el fulminante final.
    Abrazo!!


    Epa Raul!!!
    Algunos son peores que otros, pero no hay ni uno bueno... jaja
    Abrazo!!


    Hola aina!!!
    Cierto, así es como se demuestran las cosas, con la práctica!
    Abrazos!!


    Hola Juanlu!!!
    Amigo, honor y responsabilidad las mías!! Ok, pensaré como lo hacemos, de coger uno de tus dibujos uno que no tenga texto pero igual te envío algún microrrelato para que con tu ingenio le pongas un fondo!!
    Un abrazo!!


    Aupa Hombre!!!
    Al ponente, evidentemente, no le gusta. Kant un filósofo, Séneca un blando (que también son necesarios, que conste)!
    Abrazos!!

    ResponderEliminar
  12. Aupa Adivín!!!
    Que alegría volver a verte!!!
    Gracias!!!
    Un abrazo!!


    Aupa Elysa!!!
    jeje, seguramente, el ponente, lo comprendiera al final...
    Abrazo!!


    Aupa Su!!!
    Eso pensé yo!! Cómo decirles a mis amigos que todos somos malos aunque nos esforcemos en lo contrario? jajaja
    Abrazo!!


    Hola Patricia!!!
    jajaja, gracias!!!
    y tranquila, que esto no es en Córdoba!! es en otra latitud!!
    Un abrazo!!!


    Hola Puck!!!
    Bueno, ya sabes que contigo no me enzarzo, así que di lo que te apetezca!! jaja
    Abrazos!!!

    ResponderEliminar
  13. Tremenda demostración! La mejor prueba para demostrar que su teoría no era cierta jaja. Y yo me pregunto: de dónde sacas tanta imaginación? Cada día me sorprendes más!Besos

    ResponderEliminar
  14. Muerte roja

    UY...
    Se lo ha dejado bien clarito, creo que no se ha quedado con ninguna duda.

    Saludos

    ResponderEliminar
  15. Me imagino la escena y la recreo en los años 30.
    Vestuario tipo Alcapone y la luz oscilante de una lampara que cuelga del techo a modo de foco.
    Yo incapaz de imaginar unos dialogos asi. Menos mal que inaginacion no me falta.
    Un abrazo, campeon.
    Ricard

    ResponderEliminar
  16. Manos asesinas que no hacen más que demostrar en la práctica lo que la teoría no puede sostener con las palabras.
    Un maestro del estilo.
    Abrazos.
    Humberto.

    ResponderEliminar
  17. Aupa Bittersweet!!!
    Gracias!!! Bueno, no sé de dónde me surge la imaginación. Quizá me hago demasiadas preguntas y me las contesto yo mismo... jaja
    Abrazos!!!


    Hola Roja!!!
    no, ya no tiene dudas... jaja
    Un abrazo!!!


    Hola Ricard!!!
    Me gustan los años 30, pero esto no tiene nada que ver con la mafia, más bien con la naturaleza humana, salvaje...
    Abrazos!!!


    Aupa Humberto!!!
    Ciero, las palabras a veces parecen muros infranqueables, qué mejor que hacer ver al que no ve, no?
    Un abrazo!!!

    ResponderEliminar
  18. Cualquiera argumenta sobre la influencia del medio en el comportamiento humano. Aunque me temo que yo sería como el del chinche y al final le desesperaría.

    Es una histoira truculenta y oscura de esas que bordas como solo tú sabes. También he de confesar que me he reído imaginándome en el puesto del ponente y persiguiendo al asesino en sueños dándole la brasa sobre Bertalanffy, Leontiev o Lewin.

    Me ha gustado mucho de principio a fin.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  19. Es decir tanto en tan poco...
    Demasiadas manos muertas...

    Un saludo

    ResponderEliminar
  20. Para mí que así no va a conseguir que diga lo contrario.

    ResponderEliminar
  21. "El hombre es bueno por naturaleza; la sociedad lo pervierte" decía Rousseau.
    Siento contradecirte, amigo Sucede ;-)
    Otro relato extraordinario!!

    Besos.

    ResponderEliminar
  22. Hola Lindo, estoy aquí para leerte.

    En un ratillo te comento.

    Muchos besos.

    ResponderEliminar
  23. Bueno amigo, cuando cuentas tu vida no me hace mucha gracia...matador!!
    jeje
    Muy bueno, siempre me pregunto cuando te meterás en una novela negra, siempre
    Abrazo total

    ResponderEliminar
  24. Aupa Imilce!!!
    No son las manos las que mueren... sino las que matan, aunque claro está, también mueren...
    Saludos!!


    Aupa Cybrghost!!!
    Pues no dirá lo contrario, pero lo mismo tampoco...
    Abrazo!!!


    Hola MJ!!!
    Rousseau se equivoca!! jaja
    Gracias!!
    un abrazo!!


    Hola Andri!!!
    lee, lee, jaja.
    Gracias!


    Aupa enletras!!!
    jajaja, mi vida es mucho más tranquila!! jaja
    Un abrazo!! La novela, llegará!!
    Abrazos!!!

    ResponderEliminar
  25. No hay ni uno bueno, ni uno.

    Muchos besos!

    ResponderEliminar